viernes, 14 de mayo de 2010

El autobús de las 7:50

Lenna vivía en la ciudad y Pau en un pueblo cercano. Ella cogía un autobús hasta la facultad, él, un tren y dos autobuses. A veces, él volvía a casa en el coche de Anna. Os contaré un secreto: esas veces, la sangre de Lenna hervía de celos. Aquella semana Anna había enfermado y no apareció por la facultad ningún día, así que Pau aprovechó la ocasión para coger un tren y después, el mismo bus de Lenna, el del número par y capicua. Pero ni el lunes ni el martes coincidieron. Eso es porque ella es muy puntual (tanto que a veces le sobra tiempo) y él llega siempre justito a las clases. El martes por la tarde, volviendo de la facultad en el mismo bus, él le preguntó:
-Lenna, ¿pero tú a qué hora coges el autobús?
-A menos cuarto, hay días que si pierdo ese cojo el de menos diez ¿por?
-Porque esta semama, al pasar por tu parada he pensado "a ver si coincidimos hoy", pero nada, no hay manera (risas).
-Es que si vas con la hora pegada al culo... (y ella también rie). A ver, ¿a qué hora lo cojes tú?
-A menos diez o a menos cinco.
-Claro, por eso sueles llegar tarde ¬¬
Y en realidad a ella le encanta que llegue tarde, observar su ropa de niño pijo al entrar a clase y su cara roja al pedirle disculpas al profesor cada día con una excusa nueva. Oler su colonia cuando pasa a su lado y sentir como se mueve el aire a causa de su velocidad son pequeñas cosas extraordinarias.
Al día siguiente, Lenna no se dirigió a su parada de bus habitual, sino que tomó el camino opuesto para esperar a Pau en la parada de la estación de tren. Las 7:45: no le ve (es normal, le dijo que coje el bus de menos diez); las 7:50: no le ve (el autobús aparece pero Pau no, sigue siendo normal, le dijo que a veces coje el de menos cinco); las 7:55: Pau no aparece, Lenna empieza a inquietarse. Las 8:00, la chica coge el autobús, no quiere llegar más tarde aun a clase, no es típico de ella.
Cuando llega al aula, Pau aun no está, no aparece por la puerta hasta las 8:53, mucho más tarde que de costumbre. Pero lo que Lenna no sabe, es que esa mañana de miércoles, Pau cambió de rutina, se levantó media hora antes, cogió el tren muy temprano, y andó hasta la parada de su pelirroja favorita, esperando ver su pelo llameante aparecer hasta las 8:15. Y con la tristeza pintada en el rostro, recorrió el camino hasta la facultad en un bus que sabía a la ausencia de Lenna.

28 comentarios:

  1. Jooo! Qué mala pata!!! Lo que se iban a reír si se lo cuentan entre ellos!! :))) tienen que hacerloooo!!! Biquiñossss y muy buen finde:))))

    ResponderEliminar
  2. jajajajaja pobrecitos.

    Y menudas cosas hace la gente por amor xD

    ResponderEliminar
  3. ay qué malos son los cruces de caminos! jejeje
    pobres chicos :-)

    ResponderEliminar
  4. Vaya par..
    Bueno, al menos se ven en clase, ¿no?


    Muaaá! :)

    ResponderEliminar
  5. Espero que Lenna se entere... aunque en realidad lo que deseo es que Pau se de cuenta.

    ResponderEliminar
  6. ¡Pero qué mala suerte! Y lo peor de todo es que eso es lo que suele pasar casi siempre.

    Un muá(h) y un sugu de menta!

    ResponderEliminar
  7. las vueltas de la vida, del tren y de ellos! seguramente en un tiempo, esta sera una linda anecdota para recordar.
    un saludo en la lejania.

    ResponderEliminar
  8. Por eso dicen que cuando no te toca ni aunque te pongas y cuando sí aunque te quites.

    saludos!

    ResponderEliminar
  9. yo aprendí a llegar tarde a costa de autobuses, más bien a costa del chico que me esperaba en la parada..

    ResponderEliminar
  10. Ohhh!!!
    Seguro que el caprichoso destino ahora riéndose a carcajadas les tenía preparada una sorpresa en una futura parada

    ResponderEliminar
  11. Encantador blog el tuyo, un placer haberme pasado por tu espacio.

    Saludos y un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. pasa en las peliculas, pasa en la vida... me gusto :)

    ResponderEliminar
  13. que precioso, que genial el amor y llegar tarde..

    ResponderEliminar
  14. pero al final, un día, el destino se las apaña para qe coincidamos, el día menos pensado :)

    me ha encantado...

    ResponderEliminar
  15. Me ha encantado! Pensé que se había ido con Anna!

    A veces el destino nos juega malas pasadas y nos perdemos los cruces en los autobuses y trenes con los que quizás sean los amores de nuestras vidas...

    Un besito, Mss Moka!

    ResponderEliminar
  16. Autobuses, qué grandes son.
    Estos dos acabarán juntos. Es su destino.

    ResponderEliminar
  17. creo q acabas d describir aunke con otros hechos, lo q estoy viviendo yo ahora mismo.
    aun asi, simplemente es genial! :)

    ResponderEliminar
  18. (Te he robado una cosita de la que me enamoré, pero es una forma de poner un pedacito de tí en mi malditadulzura)

    y a ver si se aclaran! Que no es cuestión de entristecerse el día sin razón. Seguro que acabarán aunando caminos...

    bo
    ni
    ta

    mía

    Querote!

    ResponderEliminar
  19. Que las risas sean en mayúsculas. No entre paréntesis. Un canto de ballena.

    ResponderEliminar
  20. q dulces malos entendidos, podrán volver a cruzar sus pasos Pau y Lenna? mantennos informados!

    Muuuuakssss

    ResponderEliminar
  21. Que bonito. Pensaron lo mismo, ir al encuentro del otro, sin embargo a veces el destino juega un poco con nosotros.
    Me gustó tu blog, te sigo.

    Un besito de ensueño =)

    ResponderEliminar
  22. Kúkuu!
    me gusta tu blogg!!^^ ñaña
    te sigo va?
    pásate si kieres....^^

    www.romancesdeunan0ta.blogspot.com

    Xoxo

    ResponderEliminar
  23. yo soy un poco como pau siempre con el tiempo pegadito pegadito :)

    ResponderEliminar
  24. Seguro que se cuentan lo que pasó, se rien, sonrien y la próxima se ponen de acuerdo ^^

    Me encantó tu blog, así que voy a clikear en seguir.

    [ También deduzco que te gustan los amantes del círculo polar ]

    ResponderEliminar
  25. Siempre acabo pasando por este blog que me enamora, me encantó el post. Ya tienes a otra.

    ResponderEliminar
  26. qizás por qe es muy sencillo :)
    no supone ningún compromiso & te alegra el día :D

    ResponderEliminar

Salta por la ventana ¡valiente!